SENSACIONES, SENTIMIENTOS Y RESULTADOS DEL EUROPEO DE EGER 2015

Después de 9 años en competiciones nacionales e internacionales ayer no fue un gran día para mí. Podría haber conseguido la plata europea que me propuse con 90 kg incluso con menos pero minutos antes en el calentamiento fue un peso demasiado fácil para mí. Volaban hacia arriba y es entonces cuando vimos que no solo podríamos luchar por esa plata sino que también podríamos luchar por el bronce del Open con 96 kg, un peso que he dominado durante los últimos meses de entrenamiento.

Finalmente por unas circunstancias y otras me dieron 3 nulos que sentenció mi regreso a casa sin ningún metal. Mi entrenador quiso reclamar el tercer levantamiento puesto que no vimos ni sentí ninguna irregularidad en el movimiento que fuera anti reglamentario. Era tan fácil conseguir esa plata… y ahora me voy sin nada. Sé que algunos de los que me seguís sois deportistas y jueces si veis cualquier cosa en el tercer levantamiento (minuto 33 del vídeo que adjunto a continuación) os agradecería que me dijerais lo que visteis desde aquí o en las redes sociales para entender lo ocurrido.

No me avergüenza decir que ayer necesité tiempo en soledad para asimilar la situación, llorar, pensar, relajarme en la ducha, dormir y finalmente despertar con otra mentalidad.

Muchísimas gracias por todo el apoyo que he tenido antes de la competición de los amigos mexicanos, argentinos, venezolanos, de deportistas españoles que se han convertido en grandes amigos, de mi familia y amigos, del CPE, la FEDDF, los medios de comunicación, Liberty Seguros… Y un largo etcétera, ha sido increíble y, por esta vez, no estuve a la altura para dedicaros esa medalla.

Pero MIL MILLONES DE GRACIAS por el apoyo que tenido después de la competición, no me esperaba nada así en absoluto. A veces, a los deportistas que compiten mal o juegan mal un partido se los juzga de una forma que a ese deportista le duele porque detrás de esa mala actuación hay mucho trabajo y dedicación y VOSOTROS habéis hecho completamente lo contrario, habéis sabido levantarme el ánimo y volver a poner en mi rostro esa sonrisa que forma parte de mí y, a pesar de haberme sentido francamente mal al irme así después de tanto esfuerzo diario cuando venía bien preparada, habéis conseguido que me levante para tener ganas de volver a entrenar duro en cuando llegue a casa y empezar a luchar por el siguiente objetivo.

RECORDANDO CON CARIÑO LOS JUEGOS DE LONDRES 2012

Recuerdo con gran cariño los últimos Juegos, Londres 2012. Las personas que me conocen saben que un mes antes de ir me pasó algo muy duro y difícil de superar psicológicamente además de provocarme una lesión en el brazo derecho que me impedía estirarlo. Fue un momento decisivo en mi vida y a 4 semanas de que el avión saliese había dos opciones, caer y rendirme o levantarme y luchar para conseguir mi sueño, acudir a mis segundos Juegos. Fue entonces cuando decidí empezar con la rehabilitación del brazo, continuar como pude con una vida normal y centrarme en mi principal objetivo. La intensidad con la que deseaba ir a Londres junto con el apoyo de mi familia, amigos y del club San Mateo hicieron que finalmente lograse recuperarme y por fin estuviese dentro de ese avión que me llevó a cumplir una meta. Ya no era aquél sueño inalcanzable que tenía un mes antes, ahora era una realidad. Llena de nervios e ilusión salí a levantar mi primer intento, fue válido. Después salí a mi segundo intento, podréis verlo en el enlace que os indico a continuación. Justo antes del movimiento la jueza necesitó levantarse y consultar una duda pero no me desconcentré y continué. Finalmente logré levantarlo pero me sentí con dudas, y en el minuto 1:25 del vídeo empecé a decirme a mí misma “por favor, que sea válido”, 4 segundos después, que para mí fueron eternos, escuché un “good lift”. Aquella confirmación de que el movimiento era bueno me hizo sentir un escalofrío por todo el cuerpo y entré en un estado de éxtasis por la enorme felicidad que sentí. Llegamos allí y lo logramos. No hubiera podido hacerlo si hubiese elegido la primera opción.

Cuando me preguntan “¿qué te aporta el deporte?” me acuerdo de todo esto. El deporte me ha enseñado que, aunque hay momentos en los que pensemos que no hay solución, la vida te regala momentos increíbles e inolvidables y de nuevo todo vuelve a ser como antes o incluso mejor. Cada objetivo me lleva hacia una meta y cuando la supero es una experiencia única que no sabría describir con palabras. Os animo a que luchéis por lo que os hace feliz, nunca os rindáis, siempre merece la pena elegir la segunda opción 😉

¡MI EXPERIENCIA EN MÉXICO TERMINA EN ORO!

Gracias a Enrique Alvarado por sus entrenamientos, a Gerardo Cervantes por enseñarme cada día, conocerme mejor como deportista y adaptarme los ejercicios a las necesidades que iban surgiendo, a Amalia Pérez por acogerme en su casa y por darme la oportunidad de vivir todo esto a su lado, jamás me imaginé entrenar con una campeona paralímpica, a la familia de Amalia por hacerme sentir dentro de ella como si fuera una más, a los amigos que tuve allí, en especial a Erick, por haberme ayudado tanto a desconectar, a los miembros del Centro Paralímpico por ayudarme en la dieta y en temas médicos, al fisio Luis por ayudarme con las contracturas, al Juez Domingo por su apoyo, a todos los que me habéis estado apoyando desde tan lejos y a todos los componentes de Argentina por tratarme como si formara parte de su equipo y hacerme tan feliz durante estos últimos días.

Mil gracias a cada uno de vosotros, habéis sido una pieza fundamental en estos meses tanto física como mentalmente.

Me voy con una sensación agridulce. Estoy feliz de volver a ver a toda mi gente pero me voy triste por todas las personas que he despedido, os echaré mucho de menos.

FIN DE SEMANA EN GUERRERO (MÉXICO)

Este fin de semana estuve en varios pueblos de Guerrero. Conviví con una familia de Zitlala y fue una experiencia increíble.

Me enseñaron una cultura muy antigua de México, su idioma nativo Náhuatl y sus costumbres.

Han sido personas maravillosas que nos han tratado en su casa como si fuéramos parte de su familia. Ayer, día 5, ha sido mi cumpleaños y han conseguido que sea único y emocionante :’)